Atresmedia: Los traidores del IBEX que vendieron a España

Una de las ovejas negras del IBEX35, Atresmedia, poco menos que unos traidores esclavos del dividendo que vendieron a España a cambio de un pico de audiencia que maquillara sus paupérrimas cuentas, derivadas de una disminución de los ingresos por publicidad, son los responsables de que los españoles tengan que aguantar un gobierno con la extrema izquierda en el Gobierno.

No es para menos, España tendrá el dudoso honor de ser unos de los pocos países en Europa que tiene entre sus Ministros -e incluso la vicepresidencia- a políticos que provienen de una de las peores ideológicas de la historia del pensamiento político y económico. Si el socialismo del PSOE asustaba, lo que puede venir ahora es simplemente aterrador.

Cuando Atresmedia empezó a vender España al comunismo bolivariano

Todo problema tiene un comienzo e incluso en algunos casos un final -esperemos que en este caso, así sea-, ya sea en forma de solución o en forma de agravamiento del mismo.

Atresmedia lleva cayendo en Bolsa desde el año 2015 como consecuencia de una reducción de ingresos por publicidad y sus malos datos de audiéncia

Ellos, los dirigentes de Atresmedia, son los responsables de que un grupo de hippies sin mucho futuro aparente (más allá de las asambleas de la universidad o de pedir limosna para alguna ONG) hayan acabado gestionando miles de millones de euros y legislando la vida de los españoles es de aquellos que en su día les dieron voz. Todo como solución para intentar cambiar un futuro que, a día de hoy, sigue siendo negro para el grupo de comunicación.

Precisamente ellos, los dirigentes de Atresmedia, son los que ofrecieron a este panda de, según el propio líder de IU-  perdedores un micrófono donde hablar de sus peligrosas y estúpidas ideas. Lamentablemente, varios millones de españoles acabarían creyéndose años más tarde este cuento fruto del hartazgo de la política.

Lo que empezó como una broma acabó siendo realidad

Desde el año 2012 estos grandes pensadores, también conocidos entre el lenguaje popular como ‘’perroflautas’’, ‘’sudorosos sin futuro’’ o simplemente ‘’muertos de hambre’’, empezaron a ocupar gran parte de la parrilla televisiva del grupo Atresmedia. Allí encontraron un lugar en el cual, bajo la protección del presentador de turno, nadie podía decirles las verdades sin ver como su explicación se veía interrumpida por algún semi-periodista de izquierda.

Día tras día, semana tras semana.. y hasta llegar casi a la década, Unidas Podemos ha ido cobrando fuerza en la sociedad española a medida que el soporte mediático de Atresmedia iba fortaleciendo al partido de extrema izquierda

De este término, extrema izquierda, no deben ser muy conocedores por Atresmedia. Algo más conocen la extrema derecha, donde no se cansan de repetirlo constantemente refiriéndose a VOX.

Así pues, años más tarde, aquí los tenemos, liderando una de las economías más importantes de Europa. Los efectos que tendrá sobre España son tan negativos como previsibles: cargos a dedo, enchufes, radicalismo institucional, paro, decrecimiento económico… 

¿Que pretendía Atresmedia impulsando a Podemos?

Realmente es difícil de encontrar una lógica, incluso unos directivos de tan baja calidad deberían haber previsto que estaban creando un monstruo que, tarde o temprano, les iba a acabar comiendo (así se vio cuando el propio Iglesias recriminaba en Al Rojo Vivo tener menos presencia en el medio de comunicación).

Vendieron el futuro de España por un puñado de euros, que ni siquiera han sido capaces de ganar, ya que Atresmedia lleva perdido casi un 70% en el IBEX35 desde que empezó a darle voz a Podemos. 

Alguien debería comentar a quien sea que dirige semejante grupo de traidores, que fue la propia ETA, en su día defendida por Podemos, la que llegó a atentar contra las propias oficinas de Antena 3 en el País Vasco. Imagino que Pablo Motos no debió caer en ello cuando se dedicaba a tocar la guitarra en El Hormiguero con el bueno de Iglesias, a la vez que exhibía un serio rostro con la visita de Santiago Abascal.

Pablo Motos mostró una cara muy diferente en sus entrevistas con Pablo Iglesias y con Santiago Abascal

La historia es infinitamente más larga, pero en resumidas cuentas, así es como un grupo de hippies, únicamente expertos en charlas de universidad, realizar escraches y sin ningún tipo de formación en la empresa privada, acabaron en el gobierno de España. Y así es como, Atresmedia, ayudó a que España acabara sufriendo semejante humillación internacional. 

Deja un comentario

Cerrar menú