Breves píldoras para elegir un buen valor

Lo primero que debemos establecer antes de entrar en el mercado es nuestro horizonte temporal. Esta elección no debemos modificarla según oscile el precio del activo.

Esto puede parecer bastante obvio, sin embargo hay multitud de inversores que cuando una operación no va en la dirección correcta, decida ampliar el espacio temporal para, de esta forma, no admitir su error. Por esta razón es tan importante usar -y respetar- los stoploss. Es muy importante que esté más ajustado a medida que el espacio temporal sea más pequeño. Por ejemplo, usaremos un stoploss más ajustado en el espacio temporal horario que en un espacio anual.

Lógicamente, nunca arriesgaremos un 50% para ganar un 10%, de ahí viene la importancia de saber ubicar los stoploss.

The trend is your friend

Nadar en contra corriente nunca fue una buena idea. A la hora de especular ocurre exactamente lo mismo. Sin embargo, si alguna vez reunimos valentía para hacerlo, es de vital importancia ajustar al máximo el stoploss.

Hay que tener muy claro que si un valor está en clara tendencia alcista, lo normal es que siga subiendo, pero si está en tendencia bajista, lo normal es que haga lo propio. Como especuladores, no debemos considerarnos adivinos, sino ‘’oportunistas’’.

Estando de acuerdo en que no somos adivinos… ¿que sentido tiene intentar predecir el final de una tendencia alcista o bajista?  Es mucho más fiable sumarse a una tendencia alcista o bajista que intentar predecir el final de esa tendencia. La forma de proteger nuestro capital ante un cambio de tendencia es mantener bien posicionados nuestros stops dinámicos.

Alejarse de lo peligroso

Es altamente recomendable alejarnos de los activos que más riesgo recojan. Los conocidos ‘’chicharros’’.

Para entendernos, invertir en una empresa que tiene graves problemas financieros puede dar grandes beneficios, pero también es cierto que ante la menor incertidumbre, la volatilidad del valor hará que casi con total seguridad el precio se deslice hacia abajo. Normalmente, no suele salir muy rentable entrar en este tipo de activos.

En un valor con clara tendencia alcista no tendremos problema en cuanto a la viabilidad de la empresa. Nadie duda de la salud financiera de Apple, Microsoft o Amazon.

En busca de la liquidez

¿Te fiarías de un valor que sólo intercambia cuatro o cinco acciones cada día? ¿No, verdad? Por esta razón, es importante elegir valores que tengan un gran volumen de intercambio de acciones. Cuanta menor liquidez tenga al activo más riesgo corremos de no poder deshacer la posición, ya que no habrá inversores interesados en nuestros títulos.

Por esta razón, una tendencia alcista y con un alto volumen de intercambio de acciones será muy fiable.

Deja una respuesta