La felicidad no es un derecho

Querido lector,

Seré claro: ser feliz no es un derecho. 

En efecto, no lo es. La felicidad debe ser buscada por cada individuo, y únicamente será obtenida como fruto de determinadas acciones que su poseedor deberá haber llevado a cabo.

Cambiar tu vida está en tu mano. No hay recetas mágicas ni un guión »paso a paso» como si de un mueble de Ikea se tratara. La felicidad está escondida en dos fuentes: constancia y en el valor de las pequeñas acciones. Querer construir el tejado sin haber construido unos cimientos sólidos es un grave y frecuentemente error en nuestra sociedad. 

Seguir los siguientes consejos, pasos… (como queramos llamarlo) no te hará ser una persona feliz de un dia a otro. Sin embargo,  con el paso del tiempo te darás cuenta de que es la mejor receta para sentirte agusto contigo mismo. De esta forma, tú mismo/a tendrás las herramientas para atraparla.

El tener una mentalidad perdedora, el creer que la culpa de tu malestar es del gobierno, los bancos o quizás de tu jefe, es un error. Las decisiones que en tu vida hayas tomado serán las que guiarán tu destino. Afortunadamente, dependemos de nosotros mismos para ser felices. Si no asumes la responsabilidad de tus fracasos, tus éxitos tampoco te pertenecerán a tí.

Espero, de todo corazón, que te ayuden en tu búsqueda.

Levántate temprano

No es algo subjetivo. Estudios científicos han demostrado que levantarse a una hora temprana tienen una relación directa con el bienestar. Levantarte temprano hará que te sientas mejor contigo mismo y además, te sientas productivo. Además, existe un grave riesgo para la salud levantarse a horas tardías. De ello, hablaré en otro artículo.

Ordena tu dia

Visualiza cómo será tu dia. Sean cuales sean las tareas que tienes que llevar a cabo, es importante que dediques el tiempo que sea necesario para planificar tu día. Esto hará que seas más efectivo y no pierdas gran cantidad de tiempo planificando sobre la marcha tus tareas. Hacer esto te permitirá liberarte de estrés, y en muchos casos ansiedad.

Valorate

Si consigues valorarte plenamente como persona, conseguirás llenarte de confianza para afrontar un nuevo dia de trabajo. Empezar el dia sabiendo que eres bueno en tu trabajo es fundamental para empezar el día con motivación.

Come sano y variado

La alimentación es fundamental para que el cuerpo y la mente funcionen correctamente. Está comprobado que una alimentación insana afecta directamente al rendimiento de la mente, además de aumentar los niveles de estrés y ansiedad. Lógicamente, no hay nada malo en darse un capricho de vez en cuando.

Persigue tus sueños

No es fácil. Todos tenemos una meta, que aunque no la digamos a nadie, queremos llegar a conseguir un día. Es de vital importancia nunca perder de vista ese objetivo. Trabaja cada día guiando cada paso que des en dirección a ese objetivo. Pocas cosas son imposible y seguramente la tuya no sea una de ellas. 

Medita a diario y escucha música

Dedica aquellos tiempos muertos del día para reflexionar sobre tus propios problemas. Hazlo de manera productiva, de nada sirve autocastigarse. Además, estos momentos suelen ser infinitamente más productivos si van acompañados de una buena canción. Ese pequeño momento hará que te relajes y te reunas con tus propios pensamientos.

Crea hábitos saludables

Intenta practicar diariamente (o semanalmente) cualquier tipo de actividad deportiva o lúdica. Esto incluye desde una sesión de running hasta la jardineria, carpinteria o cualquier otra actividad que te haga sentir agusto.


Regálate tiempo

Da igual que trabajes por cuenta ajena. Como persona libre que eres, eres poseedor del derecho más antiguo del ser humano: tu tiempo. Debes guardar cada dia el máximo tiempo posible para ti mismo.

Rodéate de tus seres queridos

Tu familia cercana, tu pareja o incluso amigos. Ellos te conocen mejor que nadie y tu a ellos igual. El valor de compartir con tus seres cercanos tus pensamientos o el disfrutar de una película es de las cosas que más felicidad nos dan. A veces, en la simplicidad, que no mediocridad, está la clave. 

Sonríe

Parece obvio, ¿verdad? Tal vez si te paras a pensar, te darás cuenta de que no sonríes al día más de dos o tres veces. Debes cambiar ese aspecto. El sentido del humor es de las facetas más comunes en la gente que disfruta de la felicidad. Nada es tan importante como para no hacer una broma sobre ello. El seguir este paso, hará que aprendas a priorizar tus problemas.

Cree en ti

Tienes un proyecto y un camino marcado. Nunca te desanimes si el tiempo no viene acompañado de grandes resultados. El éxito no lo produce ni el talento, ni las ideas, el éxito es fruto de la constancia y perseverancia.

Aprende algo nuevo

Puede parecer algo obvio. No lo es. Un dia sin aprender algo nuevo es un dia perdido. Debes dar todo de ti mismo por aprender lo máximo de tu dia a dia. Desde el mundo laboral hasta tu vida personal. Las lecciones que aprendas en tu dia a dia te formará como la persona que hoy eres y mañana serás.

Agradece

El valor de un gracias no se mide por ninguna magnitud monetaria. Un simple gracias llena de alegría por un momento a cualquier persona que no esté pasando un buen momento. Ser agradecido es algo gratuito y que te hará sentirte mejor contigo mismo.

Aprovecho este punto para agradecer a mi mejor amiga, novia e confidente todo lo que ha hecho por mi. Por ella hoy creo en estas pautas que conllevan un aumento del bienestar. 

Haz lo que amas y ama lo que haces

Si has llegado a ese punto en el cual has conseguido trabajar en lo que amas: valoralo, hay gente que en toda su vida nunca llegará a conseguirlo.

Celebra tus logros

Celebrarlo TODO. Cualquier cosa que consigas en digna de celebrarlo con tus seres queridos o contigo mismo. Ese logro, por pequeño que sea aparentemente, es un paso más para conseguir tu objetivo.

Suerte.

Deja una respuesta