Nasdaq: La élite tecnológica planta cara a los bajistas

Otra semana más, el Nasdaq aguanta los cimientos de un Mercado que en las últimas sesiones semanales ha visto como los alcistas atacaban de nuevo. Seguimos con nuestra serie de artículos utilizando la metáfora bélica. La guerra por el futuro del Mercado está más igualada que nunca.

Los alcistas llevan la delantera, es cierto, al menos si tenemos como referencia más clara el inicio de la caída y la posterior recuperación. El Nasdaq mantiene a raya a unos bajistas que repliegan posiciones cada vez que las FAANG suben con fuerza. Las FAANG (Facebook, Apple, Amazon, Netflix y Google) son la élite dentro de la élite. El mejor grupo de compañías dentro de la industria más poderosa del mundo: la tecnología.

Siguiendo el paso con sorprendente agilidad hemos visto al SP500. El índice de referencia mundial ha plantado cara a los bajistas, siempre con la inestimable ayuda del Nasdaq. Una vez más, la tecnología ha empujado a los alcistas en todos los frentes americanos.

Parecía que los alcistas dominaban el devenir de este Mercado hasta que, el jueves, todo empezaba a estropearse. Un buen cierre semanal y mensual se acabaría hundiendo en la mediocridad a pesar de los buenos resultados de Facebook, uno de los caballos fuertes de las FAANG. Los bajistas recuperaban terreno a partir del jueves, y el viernes continuarían su dominio.

La vela mensual sigue siendo muy buena noticia, al menos así lo vemos los más optimistas entre los alcistas. Después de un mes anterior con una recuperación estratosférica, era de esperar que los bajistas recuperaran algo de terreno. Es cierto que apenas lo han recuperado pero, lo poco que han conseguido reconquistar, ha sido en una zona de importantísima importancia.

A pesar del Nasdaq, los bajistas resisten en la zona clave

Han frenado el avance de los alcistas en la misma puerta de la ciudad. Como cuando los rusos impidieron el avance de los alemanes cuando el rugido de los panzer ya resonaba en Moscú.

En este caso, los panzer sería el Nasdaq, para que podamos entendernos dentro de este lenguaje metafórico. El 61,8% de la subida es de vital importancia para los bajistas. Si esta zona se gana, los alcistas pondrán el primer pie en Moscú. La guerra estará más cerca de terminar que nunca. Pero el depender en exceso del Nasdaq hace que todo esté demasiado en el aire.

SP500 – Gráfico Diario

Previsiblemente las primeras sesiones de mayo serán de extrema debilidad para los alcistas. Ni siquiera el Nasdaq pudo aguantar las caídas con un Amazon desplomándose más de un 7% en el cierre del viernes. Pinta mal la cosa si ni siquiera la tecnología pudo frenar las caídas.

Sin embargo, la confianza de los alcistas sigue intacta, o al menos no se ha derrumbado de la forma en la que los bajistas soñaban a final de la sesión del jueves. Así lo muestra un Fear and Greed en 42, un ratio del VIX en 0,98 y con una línea AD sin perder el mínimo anterior.

A Europa le cuesta creer

Los alcistas han intentado con relativo éxito recuperar algo de terreno. Pero con muy pocos efectivos. Únicamente con el SMI Suizo, el DAX Alemán y el Stoxx600 han rebotado con consistencia desde el colapso de febrero.

El caballo de batalla en Europa no es la tecnología. Aquí nuestro ‘’Nasdaq’’ no puede ser otro más que el sector bancario. Y es bastante deprimente para los alcistas tener que empujar a un SX7R luchando por confirmar un doble suelo.

Deja una respuesta